Michihiko Hachiya era médico y director del Hospital de Comunicaciones de Hiroshima cuando cayó la bomba atómica a la ciudad. Este libro es el resultado de la publicación de su diario que empezó el día que cayó la bomba atómica y comprende hasta el día 30 de septiembre de ése mismo año, todos los hechos relatados son verídicos.

Durante la lectura de su relato he aprendido un nuevo término japonés pikadon. Pika significa resplandor, destello o luz muy viva, como el destello de un relámpago; Don significa ruido muy fuerte, estrépito. Pikadon describe las dos palabras juntas expresando el resplandor intenso y el ruido fuerte que caracterizó la explosión de la bomba atómica. Cabe destacar que no todos los habitantes de Hiroshima y alrededores percibieron la explosión como pikadon. Los que se encontraban en el epicentro solo hablan de pika, el resplandor, las personas que se encontraban suficientemente lejos experimentaron ambas percepciones y lo describían como el pikadon.

Puesto que el autor del diario es un médico, sus aportaciones al diario reflejan la incertidumbre inicial que se vivía en Hiroshima en especial en el Hospital, no tenían información de qué originó la explosión y que comportaba ésta sobre la gente. Entendieron que no se trataba de una bomba conocida sino de otro tipo de arma. Corrían rumores que un gas mortal envolvía la ciudad y sus ruinas, pero como médico descartó esta explicación. Más adelante, cuando van obteniendo información del exterior, van adquiriendo más conocimiento sobre lo que estalló en la ciudad, ¿pero y los enfermos? La población que se encontraba en el epicentro resultó quemada por la bomba y por los posteriores incendios. Los que sobrevivían a sus quemaduras, presentaban a los primeros días, vómitos, nauseas, diarreas…algunos sobrevivían otros morían. ¿Cómo estudiar sus patologías? El Hospital de Comunicaciones de Hiroshima se encontraba de pie, pero su material estaba destrozado por la explosión, sin microscopios, sin libros… poco podían averiguar. Posteriormente al adquirir poco a poco instrumentación, nuestro médico y su equipo fueron investigando y llegando a conclusiones en relación al “mal de la radiación”.

También veréis reflejado el pensamiento de un japonés en relación al resultado de la guerra, en el autor. Su soporte al emperador, la vergüenza de la guerra, el miedo a la invasión norteamericana…

Diario de Hiroshima

 

Título: Diario de Hiroshima de un médico japonés (6 de agosto – 30 de septiembre)

Autor: Michihiko Hachiya

Editorial: Turner

Colección: Armas y letras

Páginas: 236 págs

Posted in Sin categoría

La creación, pero sobretodo el uso de la bomba atómica por primera vez en Hiroshima, llevó a muchos científicos a sentirse culpables y responsables del fin en que se utilizaron sus investigaciones. En el libro se comenta que en ese momento se mató a una bella ciencia y que el amor al descubrimiento científico terminó en una carrera bélica con la construcción del arma más letal. Aunque la decisión final del uso de la bomba, no fue científica, sino política.

A continuación se expone una relación histórica de las distintas investigaciones y descubrimientos que llevarían a la creación de la bomba atómica.

Leer Más

“Fukushima. Crònica d’un tsunami nuclear” recoge la experiencia vivida por los periodistas de la Televisión de Cataluña (TV3), Lluís Caelles y Sergi Vicente, con sus respectivos equipos, desplazados en Japón tras el tsunami del 11 de marzo de 2011.

Cuando empecé a leer el primer capítulo y Lluís describe como recibieron la información del tsunami en la sección internacional, en la que los 8 monitores emitiendo distintos canales de información internacional, hubo un momento en que todos emitían las mismas imágenes del tsunami en Japón llevándose todo por delante, se me puso la piel de gallina. Su descripción comentando el silencio y todos sus compañeros, atentos a las imágenes, me recordó por unos momentos a mi misma, delante del ordenador del trabajo, tras el aviso de un compañero sobre un terremoto en Japón, viendo unas imágenes que me llenaban de una absoluta impotencia y tristeza.

Leer Más

Posted in Sin categoría

El libro “Dietari d’un japonès: entre el terratrèmol, el tsunami i la fuita radioactiva” de Ko Tazawa, en catalán, nos cuenta como vivió los días posteriores a la noticia del tsunami y la catástrofe nuclear que se vivía en Fukushima. El autor vive a Kobe, lejos de la zona afectada, pero a través de este libro no pretende hacer un relato periodístico de los sucesos, sino más bien dar a entender como un japonés vive esta situación, la indignación y conmoción de alguien preocupado por su familia.

Cuando los medios de comunicación extranjeros informaban sobre el devastador tsunami y la posterior crisis nuclear de Fukushima, durante los meses de marzo y abril de 2011, la mayoría de ellos se referían al comportamiento ejemplar del pueblo japonés, ante tal suceso. Ko Tazawa, comenta que es difícil dar una explicación al respecto, hay distintas opiniones, por un lado el sentimiento comunitario del pueblo japonés que proviene de la agricultura, siempre a expensas de los caprichos de la naturaleza. Aunque actualmente Japón es un país muy industrializado, estos valores se han adquirido en las distintas generaciones. Comenta a la vez que existe un refrán japonés que dice: “Echad el pasado a la corriente de agua”, es decir, lo sucedido ya es pasado; y otro que dice “Mañana soplará otro viento”. Por lo que el pueblo japonés prefiere olvidar rápido el pasado y de otro, no da mucha importancia a la previsión de futuro porque es inseguro y considera muy importante saber adaptarse improvisadamente a las nuevas circunstancias. Leer Más

Posted in Sin categoría

El libro “Fukushima mon amour” se trata de una carta personal del autor a una amiga japonesa. En su discurso recuerda su encuentro justo un año antes en Japón, concretamente en Tokyo, momento en que la primavera daba paso a las flores de cerezo y cenaban felizmente en la capital.

A lo largo de la carta, el autor muestra su preocupación por la situación de su amiga tras el tsunami y la catástrofe nuclear en Fukushima. El autor que trabajó en una central nuclear en Suiza, muestra su desacuerdo en relación al uso de la energía nuclear. Llega a comparar que si los campos de concentración como Auschwitz, representan los monumentos a la locura de la primera mitad del siglo XX; las centrales nucleares lo son para la segunda mitad del siglo XX. Comenta también su asistencia en manifestaciones antinucleares, buscando superar la actual indiferencia a la marcha del mundo, de nuestro oportunismo tecnológico.

“Fukushima mon amour” nos muestra a través de la carta personal a su amiga, el rechazo al uso de la energía nuclear, así como admiración por el carácter del pueblo japonés, todo con un tono de literatura documental.

En la parte final del libro, encontramos como anexo una cronología des del tsunami el 11 de marzo, hasta el 11 de abril, que permite al lector situar los acontecimientos sucedidos tras el tsunami y la posterior catástrofe nuclear de Fukushima.

fukushima mon amourLibro: Fukushima Mon Amour

Autor: Daniel de Roulet

Editorial: Laertes

1ª edición: 2011.

38 páginas

 

Posted in Sin categoría

“Fukushima. Vivir el desastre” es un libro escrito por Takashi Sasaki, profesor de español jubilado, en el que recopila sus entradas a su blog “monólogos” del 10 de marzo de 2011, un día antes que se produjera el tsunami y posterior catástrofe nuclear en Fukushima, hasta el 6 de julio de 2011; así como una anotación del 11 de marzo de 2012, al aniversario del tsunami y accidente nuclear.

Takashi Sasaki, el 11 de marzo de 2011 sintió una brutal sacudida que ocasionó que le cayeran los libros de los estantes y las puertas de la vivienda. Tras este terremoto, una hora más tarde, el gran tsunami de 38 metros de altura dejaría a más de 15.000 muertos, más de 3.000 desaparecidos, poblaciones arrasadas y el grave accidente nuclear de la central de Fukushima Daiichi.

La casa de Takashi Sasaki, no tuvo grandes desperfectos, disponía de agua y electricidad, no obstante se encontraba a 25 km de la central nuclear afectada de Fukushima. Tras el accidente nuclear, el gobierno japonés designó unos círculos concéntricos alrededor de la central nuclear, cada anillo según los niveles de radioactividad, de más elevado (más cerca de la central) a menos.  La casa del profesor,  quedaba dentro del último anillo que iba de los 20 a los 30 km de distancia respecto la central. Se aconsejaba desalojar la zona debido a los índices de radioactividad considerados peligrosos para la salud.

Leer Más